• News
    • Celebrities
    • Realeza
    • Sociedad
    • Cine
    • Televisión
    • Música
  • Moda
    • Tendencias
    • Artículos
    • Looks
    • Diseñadores
    • Modelos & Iconos
    • Marcas
    • Complementos
    • Niños
    • Hombres
  • Belleza
    • Cara
    • Cabello
    • Cuerpo
    • Looks
    • Maquillaje
    • Tratamientos
    • Perfumes
    • Celebrities
    • Marcas
    • Hombres
  • Fit
    • Entrenamiento
    • Dietas
    • Nutrición
    • Cuerpo
    • Mente
  • Pareja
    • Amor
    • Sexualidad
    • Salud
    • Divorcio
    • Relatos
  • Padres
    • Alimentación
    • Salud
    • Psicología
    • Educación
    • Ocio
    • Calculadoras
    • Nombres
    • Canciones infantiles
    • Dibujos para colorear
    • Diccionario
  • Cocina
    • Recetas
    • Nutrición y dieta
    • Alimentos
    • Gastronomía
    • Restaurantes
  • Hogar
    • Bricolaje
    • Decoración
    • Jardinería
    • Manualidades
    • Ecología
    • Economía doméstica
  • Salud
    • Medicamentos
    • Enfermedades
    • Cáncer
    • Menopausia
    • Alergias
    • Dietética
    • Vida sana
  • Psicología
  • Mascotas
    • Perros
    • Gatos
    • Peces
    • Pájaros
    • Roedores
    • Exóticos
  • Viajes
    • Destinos
    • Consejos
    • Vuelos
    • Hoteles
    • Guía de Japón
  • Horóscopo
    • Zodíaco
    • Horóscopo chino
    • Tarot
    • Numerología
    • Rituales
    • Test de compatibilidad
Buscar
Viajes: 5 planes para hacer en Zaragoza cuando llueve
VIDA DE ÉXITO

Cómo conseguir una mentalidad exitosa

Cómo conseguir una mentalidad exitosa
Mª José Roldán Prieto
Última actualización: 11 Octubre 2019
Si quieres tener una vida de éxito, primero deberás cultivar una mentalidad exitosa... ¡te explicamos cómo conseguirlo!

Si tienes una mentalidad de éxito de líder, no verás los límites delante de ti, porque los obstáculos serán oportunidades de crecimiento. Todo progreso comienza contigo... y para conseguir buenos resultados debes trabajar duro... crea tus propias posibilidades cuando nadie crea en ti, convierte tu dolor en progreso y tu vida dará un vuelco de 180º... a mejor.

Cuál es tu razón

Tener una vida con este tipo de motivación te ayudará a llegar a donde quieras. Existen algunos rasgos de la personalidad que pueden hacer que puedas tener este tipo de mentalidad. Si no tienes este tipo de rasgos, ahora que los vas a conocer podrás trabajar duro para desarrollarlos dentro de ti. Pero antes de comenzar, vamos a darte un apunte: el primero rasgo clave para una mentalidad ganadora es que te mantengas fiel a tus principios, incluso cuando tus principios se vieron socavados a causa de un estado de ánimo bajo.

También, será importante que te sientas comprometido por lo que haces, es decir, que tengas una razón y un significado para continuar con lo que haces. Puede ser una promesa a alguien a quien amas. ¿Cuál es tu razón?  Tiene que significar algo para ti. Cuando tienes una razón real, no te rendirás.

Muchas personas están más interesadas que comprometidasMuchas personas están más interesadas que comprometidas

Destino, dirección y conducción

Muchas personas están más interesadas que comprometidas. Solo están interesados en sus sueños, sus negocios, en cómo se verá la vida, y operan con la simplicidad del interés. Por lo tanto, no están comprometidos con eso. Se hicieron una promesa a sí mismos con palabras, pero un compromiso es una promesa a ti mismo con acciones. El compromiso no debe ser solo establecer una meta o vivir según un estándar. Una meta es algo que alcanzas. Un camino es algo por lo que vives.  Hay tres claves para poder hacer eso: destino, dirección y conducción.

  • Destino: Establece el motivo de tu compromiso. Si no lo tienes claro vivirás sin rumbo.

  • Dirección: Ten una visión y piensa en cómo llegar hasta allí. Encuentra un mentor o la forma de conseguirlo.

  • Conducción: Manterte comprometido significa estar dispuesto a sentirte incómodo. La verdad es que en la vida te vas a sentir incómodo de todos modos, como cuando conduces con mucho tráfico. Fuera de tu zona de confort es donde tiene lugar el cambio, y ese cambio conduce al siguiente paso.

Ten claros tus "no" y tus "sí"

Haz bien en decir no a las cosas que no te mueven hacia tu sí. En una mentalidad ganadora, elegirás renunciar a algunas cosas a las que estás acostumbrado. Elegirás hacer algunas cosas a las que no estás acostumbrado, porque te conducirá a algo más grande. Los campeones son estratégicos en lo que hacen, así como en lo que permiten en su vida y fuera de ella.  Algunas de las estrategias en torno a la disciplina pueden estar cambiando tu entorno, porque es vital para tu éxito.

Con quién te rodeas es en lo que te convertirás. Las mentalidades son contagiosas. Evalúa tu círculo de personas. ¿Quieres captar la mentalidad que tienen? ¿Tu entorno añade valor o agota tus objetivos? Conoce a las personas que te hacen sentir mejor.  Tienes que ponerte en un entorno de crecimiento.

Para subir de nivel, tienes que restar tus distracciones y saber cuáles son.Para subir de nivel, tienes que restar tus distracciones y saber cuáles son.

¿Cómo construyes tu entorno de crecimiento?

A continuación habrá llegado el momento de construir tu entorno de crecimiento para que tu mentalidad exitosa aflore. Para ello, sigue leyendo:

  • Retira las malas hierbas. Para subir de nivel, tienes que restar tus distracciones y saber cuáles son. No eliminar los problemas de raíz y desenterrar esas semillas malas te afectará negativamente. Es como el cáncer. En los deportes, solíamos decir que si mantienes incluso al cáncer más pequeño del equipo, una persona que es negativa, una persona que siempre se queja, entonces ese cáncer se va a propagar. Es lo mismo para tu vida. Aleja las mentalidades que no te sirven y que no te ayudan. Elimina a las personas de tu vida que no añaden valor a tu existencia. A veces, la mejor manera de aumentar tu vida es restarle.
  • Planta nuevas semillas. Sé una parte activa en tu vida. Comienza con el entorno correcto. Desarrolla mejores hábitos y rutinas diarias.
  • Riega esas semillas. Recluta la mentalidad que te hace mejor. A propósito, colócate en entornos donde sabes que eres el que menos logra las cosas, de esta manera podrás crecer. Si hay alguien que está en un nivel de condición física más alto, puedes asegurarte de pasar tiempo con esa persona. Si hay alguien mejor en el negocio que tú, paso tiempo con esa persona. Si hay alguien que ha construido una estructura familiar que admiras, pasa tiempo con esa persona.

No es suficiente estar comprometido y disciplinado si no eres consistenteNo es suficiente estar comprometido y disciplinado si no eres consistente

Consistencia y compromiso

Has decidido comprometerte y construir tu entorno de crecimiento; ¿y ahora que? Ahora tienes que aplicar estos rasgos todos los días. Ancla tus acciones en grandeza para que diariamente produzcas nada menos que lo mejor que puedas.

No es suficiente estar comprometido y disciplinado si no eres consistente. Piensa en un camino de pérdida de peso. Puedes comprometerte con tu propósito de ser más saludable, pero a veces solo haces ejercicio. Puedes reemplazar toda la comida basura en tu despensa con opciones saludables, pero solo comes bien a veces. No siempre tendrás resultados y quizá eso te desmotive.  Pero tienes que continuar avanzando independientemente de cómo te sientas.

Hay algunas personas que leen esto y que piensan que no son personas consistentes, pero hacen todo lo posible.  La idea errónea es que puedes pensar que tienes un problema de coherencia cuando en realidad es que careces de compromiso. Probablemente eres muy consistente. Piensa en todo lo que has sido consistente en tu vida diaria. Fuiste consistente en ir a la escuela. Has sido constante en ir a un trabajo todos los días. Has sido constante cuidando a tus hijos. La razón por la que ha sido consistente es porque comprende el costo si no se presenta...

El problema no está en ser consistente; más bien es estar comprometido.  Eres consistente en esas cosas que has dado una razón más grande. Eres coherente cuando sabes el coste de no hacer lo que debes hacer. Así que mira hacia atrás al compromiso y revalúa tu razón, tu por qué.

Cuando la consistencia sea lo suficientemente grande, la lucha nunca será lo suficientemente fuerte. Encontrarás tu camino, porque entiendes lo que te espera al otro lado.  Tendrás miedo, porque entiendes las repercusiones si no apareces. Alguien depende de tu historia.  Alguien depende de ti en tu vida. Date cuenta de qué tienes que hacer sin importar cómo te sientas.

Incluso con una consistencia épica, no lograrás tus objetivos más importantes de inmediato. Y en el camino hacia ellos, tendrás contratiempos. ¿Cómo mantienes tu mentalidad ganadora del campeonato? Cree que las probabilidades son vencibles incluso cuando las probabilidades dicen que es imposible.  Confía en el proceso.

Artículos recomendados