Menú
Qué es la heurística y cómo afecta a tus decisiones
Qué es la heurística y cómo afecta a tus decisiones
PENSAMIENTO

Qué es la heurística y cómo afecta a tus decisiones

Las heurísticas son atajos mentales que tomamos para tomar decisiones de manera rápida, pero ¿en qué se basan y qué eficacia tienen?

Mª José Roldán Prieto

Una heurística es un atajo mental que permite a las personas resolver problemas y emitir juicios de manera rápida y eficiente. Estas estrategias acortan el tiempo en la toma de decisiones y permiten a las personas funcionar sin detenerse constantemente a pensar en lo próximo que harán. Las heurísticas son útiles en muchas situaciones, pero también pueden conducir a  sesgos cognitivos.

Las personas se esfuerzan por tomar decisiones racionales pero el juicio humano está sujeto a limitaciones cognitivas. Las decisiones puramente racionales implicarían sopesar factores tales como los costos potenciales y los posibles beneficios. Pero las personas están limitadas por la cantidad de tiempo que tienen para elegir y por la cantidad de información que tenemos a nuestra disposición. Otros factores, como la inteligencia general y la precisión de las percepciones, también influyen en el proceso de toma de decisiones.

Como resultado de estas limitaciones, nos vemos obligados a confiar en atajos mentales para ayudarnos a dar sentido al mundo.

Las heurísticas son atajos del pensamiento que nos ayudan a hacer menos esfuerzo mentalLas heurísticas son atajos del pensamiento que nos ayudan a hacer menos esfuerzo mental

¿Por qué se usan las heurísticas?

¿Por qué confiamos en las heurísticas? Los psicólogos han sugerido algunas teorías diferentes:

  • Se reduce el esfuerzo. Las personas que utilizan la heurística es como un tipo de pereza cognitiva. Las heurísticas reducen el esfuerzo mental requerido para tomar decisiones.

  • Sustitución. Hay quienes utilizan la heurística para sustituir preguntas más simples pero relacionadas en lugar de preguntas más complejas y difíciles.

  • Es más rápido. Las heurísticas son en realidad más precisas que sesgadas. En otras palabras, usamos heurísticas porque son rápidas y generalmente correctas.

Por tanto, las heurísticas tienen un papel importante en la resolución de problemas y en la toma de decisiones. Cuando se intenta resolver un problema o tomar una decisión, a menudo se recurre a atajos mentales cuando se necesita una solución rápida. El mundo está lleno de información, pero nuestros cerebros solo son capaces de procesar cierta cantidad. Si intentases analizar cada aspecto de cada situación o decisión, nunca lograrías nada.

Con el fin de hacer frente a la enorme cantidad de información que encontramos y acelerar el proceso de toma de decisiones, el cerebro confía en estas estrategias mentales para simplificar las cosas, de modo que no tengamos que pasar una cantidad infinita de tiempo analizando cada detalle.

Probablemente tomes cientos o incluso miles de decisiones todos los días. ¿Qué debes tomar para desayunar? ¿Qué debes llevar hoy puesto? ¿Debes conducir o coger el autobús? ¿Deberías salir a tomar algo con tus compañeros de trabajo? ¿Deberías usar un gráfico de barras o un gráfico circular en su presentación? La lista de decisiones que tomas cada día es infinita y variada. Afortunadamente, las heurísticas te permiten tomar tales decisiones con relativa facilidad sin mucha agonía.

Las heurísticas tienen mucha influencia en las decisiones que tomamosLas heurísticas tienen mucha influencia en las decisiones que tomamos

Tipos de heurísticas

Algunas heurísticas comunes incluyen la heurística de disponibilidad y la heurística de representatividad. A continuación vamos a entenderlas mejor.

  • Heurística de disponibilidad. Implica tomar decisiones basadas en lo fácil que es traer algo en mente. Cuando intentas tomar una decisión recordarás rápidamente una serie de ejemplos relevantes que te ayudarán a tomar una mejor decisión.

  • Heurística de representatividad. Implica tomar una decisión al comparar la situación actual con el prototipo mental más representativo. Cuando intentas decidir si alguien es de confianza, puedes comparar aspectos de la persona con otros ejemplos mentales que tenga. Una dulce mujer mayor puede recordarte a tu abuela, por lo que puedes asumir inmediatamente que es amable, gentil y confiable. Si conoces a alguien que se dedica al yoga, la curación espiritual y la aromaterapia, puedes asumir inmediatamente que trabaja como curandera holística en lugar de que pueda ser enfermera, por ejemplo. Debido a que sus rasgos coinciden con tu prototipo mental de un sanador holístico, la heurística de representatividad hace que la clasifique como la que tiene más probabilidades de trabajar en esa profesión.

  • Heurística del defecto. Implica tomar decisiones que están influenciadas por las emociones que una persona está experimentando en ese momento. Por ejemplo, es más probable que las personas vean las decisiones que tienen mayores beneficios y menores riesgos cuando están en un estado de ánimo positivo. Las emociones negativas, por otro lado, llevan a las personas a enfocarse en los posibles inconvenientes de una decisión en lugar de los posibles beneficios.

Artículos recomendados