Menú
¿Qué puedo hacer para no sentirme inferior a los demás?
¿Qué puedo hacer para no sentirme inferior a los demás?
SUBIR LA AUTOESTIMA

¿Qué puedo hacer para no sentirme inferior a los demás?

La autoestima determina en muchas ocasiones el cómo nos enfrentamos a las cosas. Aquí te dejamos unas pautas para subir esa autoestima y ser un poco más feliz.

Blanca de la Merced Vega Rodríguez

Siempre, desde pequeños, nos han enseñado la importancia que tiene nuestra actitud a la hora de enfrentarnos a las vicisitudes de la vida o problemas del día a día. Una actitud positiva y valiente para llegar lejos. Lo cierto, es que esa actitud que adoptemos en nuestra vida va a ir muy ligada a nuestra autoestima, y frecuentemente nuestra autoestima se ve minada por diversos motivos que nos hace pensar que somos inferiores a los demás. Hoy vamos a hablar de ese sentimiento de inferioridad que tan presente puede estar en nuestros días y de cuáles son las pautas que tendrás que dejar de hacer para ser un poquito más feliz.

Las redes sociales pueden ser un foco de presión al que nos estemos sometiendo diariamente, haciéndonos comparar constantemente nuestra vida con la de los demás, lo que puede llevarnos a pensar en nosotros como personas inferiores o en que quizás no estemos disfrutando de la vida como los otros. Esto tan solo una de las múltiples formas por las que puede aparecer ese sentimiento de inferioridad, si quieres saber más, sigue leyendo el artículo.

Posibles causas del sentimiento de inferioridad

El sentimiento de inferioridad que aparece por una decrepitud de la autoestima, puede afectar tanto a jóvenes adolescentes como a personas adultas. Nadie está exento de tener un autoconcepto erróneo o pesimista, por eso, lo mejor es acudir a expertos profesionales de la psicología. Acudir a un profesional no tiene que ser motivo de vergüenza, y sin embargo, deberíamos acudir de forma regular y no de manera eventual.

Es importante poner límites entre las redes sociales y túEs importante poner límites entre las redes sociales y tú

Las posibles causas u origen del sentimiento de inferioridad pueden ser muy diversas; desde una alta exposición de nuestra vida personal en las redes sociales, hasta la envidia. Lo cierto, es que es bastante frecuente y habitual que las personas tiendan a preguntarse por qué se sienten inferiores a los demás, y es que determinados actos nos estarían llevando de cabeza hasta este sentimiento.

Decíamos, que la actitud es fundamental en la vida, una actitud positiva y honesta para hacer frente a todas las adversidades. En cambio, una actitud o pensamiento negativo o pesimista puede acarrearnos grandes problemas, como por ejemplo desistir en esa capacidad de lucha o de seguir adelante. El problema de adoptar una actitud pesimista, además de que incide enormemente en nuestra autoestima, también es contagiosa. Por tanto, si continuamente, por ejemplo, en el trabajo estamos en un ambiente negativo, al final acabaremos adoptando esta visión con nosotros mismos.

Mencionamos el poder de las redes sociales y cómo estas pueden resultar perjudiciales si estamos constantemente comparándonos con los demás. La inseguridad en nosotros se acrecienta cuanto más tiempo pasamos intentando superar los cánones impuestos por la sociedad. Por eso, la redes sociales, siguiendo un uso inadecuado, pueden ser un hervidero de pensamientos tendentes a la negatividad. Tenemos que aceptarnos tal y como somos, entendiendo que nuestra persona es única y que por ello debemos sentirnos especiales.

No debemos intentar caer bien a todo el mundoNo debemos intentar caer bien a todo el mundo

La necesidad de comparación, también va muy unida a la necesidad de aprobación, otro de los factores que minan nuestra autoestima. No podemos, ni tampoco debemos, intentar agradar y caer bien a todos, tenemos que intentar ser nosotros en todo momento y eso también conlleva a que existan personas que no sean compatibles con nuestro modo de actuar y/o pensar, mantener nuestra esencia tiene que ser nuestra máxima.

La envidia y la angustia también son caldo de cultivo para el sentimiento de inferioridad, y es que no existen sensación más perjudicial para nosotros que la envidia. Piensa más en ti y tu vida, todos los logros que has alcanzado, todo aquello que posees como amistades o el cariño de los demás. No dejes que te sobrepase la envidia, recuerda, céntrate en tus virtudes y agradece todo lo que eres y en todo lo que te has convertido.

¿Cómo superar el sentimiento de inferioridad?

Explicábamos como hay que normalizar la figura del psicólogo y acudir con frecuencia a consulta, no hay que esperar ni tampoco dejar pasar aquello que nos preocupa, por eso lo mejor es estar en manos de profesionales siempre.

Lo más importante es que te aceptes como eresLo más importante es que te aceptes como eres

Algunas pautas que podemos llevar a cabo para huir de ese sentimiento de inferioridad, son las siguientes: Céntrate en ti, date la oportunidad de conocerte más y mejor y aceptate como eres, agradece tus virtudes y mira tus defectos como oportunidad de mejora. Toma consciencia de que eres un ser único y que no hay nadie en el mundo que sea perfecto ni siempre esté feliz en todo momento. Date permiso para sentirte mal cuando lo necesites, pero tampoco exageres los problemas que acontezcan. Piensa que eres capaz de lograr todo lo que te propongas, y conoce tus límites.

Haz las cosas porque te hacen feliz, encuentra el equilibrio entre tus virtudes y defectos y quiérete, quiérete mucho y date a conocer al mundo como realmente eres, porque el ser humano es maravilloso.

Artículos recomendados